Lamentabemente, las pocas informaciones que iban llegando sobre la permanencia de los militares españoles en la base de Manás, en el aeropuerto kirguís, se han confrmado y éstos han abandonado el país.

Hace unos meses – en febrero – el gobierno kirguís anunció que la base sería cerrada y todas las tropas extranjeras deberían abandonarla; sin embargo, después de conversaciones mantenidas el pasado agoto con las autoridades norteamericanas – que son las que gestionan la base – se amplió el plazo de permanencia de los contingentes internacionales tras modificar varios aspectos del papel de la base – convirtiéndose en un centro de tránsito de cargamentos hacia Afganistán – y el aumento del alquiler pagado por los gobiernos extranjeros.

España, entre otros países, también llegó a un acuerdo preliminar para permanecer en la base, a la espera de concretar las cantidades a pagar en concepto de derechos por los aterrizajes y despegues en la misma. Y precisamente es en esta cuestión donde, al parecer, no se ha llegado a un acuerdo entre España y Kirguistán, y la razón por la que los militares españoles se ven privados de esta estratégica base para las operaciones en Afganistán. EE.UU. sí accedió a triplicar el precio que venía pagando por su estancia en la base, por lo que mantiene sus actividades en ella.

La tropa española ubicada en Manás se componía de unos 60 militares de la agrupación Mizar, del Ejército del Aire, y usaban la base como un punto de tránsito hacia y desde Afganistán, sirviendo de enlace entre este país y España para el traslado de tropa, heridos y material.

Tras este abandono de la base, la situación de las tropas españolas destinadas en Afganistán sufren una grave pérdida, ya que ahora estan obligadas a volar directamente a Herat, sin un lugar de apoyo logístico en la zona. Al parecer, esta situación es transitoria y se están buscando alternativas en otras zonas de la región – se ha comentado que podrían asentarse en Tayikistán – pero será una labor dificil, ya que anteriormente EE.UU. intentó ubicar una base alternativa en otro país, pero encontró muchas dificultades.

Es una pena que los militares españoles hayan tenido que abandonar Manás, considerando la ventaja logística que supone tener una presencia allí y por la buena relación que se han venido manteniendo entre los soldados y los nativos, que siempre han tenido en muy buena estima a las tropas españolas, reforzada por las labores humanitarias que han venido realizando desde hace ya varios años.

Para leer la noticia completa, podéis acceder a la página de la Cadena SER, que es la que se ha hecho eco de la información en España:

Cadena Ser – Las tropas españolas, obligadas a abandonar su base logística en Afganistán

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s